Alquilar un barco, la mejor elección para estas vacaciones

alquilar barco

Es probable que estés buscando una forma diferente de vivir las vacaciones de este verano, o simplemente desees realizar una escapa durante unos días y quieras vivir algo original.

Una actividad algo desconocida, pero que tiene muchas ventajas, es alquilar un barco, ya que nos permitirá disfrutar de la inmensidad del mar y tener nuestra intimidad aun estando en espacios abiertos.

A esto debemos añadir que alquilar un barco resulta más económico de lo que nos pensamos, ya que es una forma de ocio que se ha abaratado en estos últimos años y ha dejado de ser tan exclusiva.

Aparte, como nos evitaremos tener que mantener un barco durante el resto de año, solo pagaremos por su alquiler durante el tiempo que lo disfrutemos, evitándonos complicaciones cuando no empleemos la embarcación

Esto es algo que conocen en Click&Boat, una plataforma líder en este sector que cuenta con más de 40.000 embarcaciones en su haber, de manera que siempre encontraremos el barco, velero, catamarán, yate, lancha motora o nave que mejor se adapte a nuestros gustos y necesidades.

Ventajas de alquilar un barco

Una de las ventajas más evidentes de alquilar una embarcación, es que podremos hacerlo en diferentes zonas de nuestra geografía española, siendo algo perfecto para conocer sus costas mucho mejor y de una forma distinta a la acostumbrada.

Por ejemplo, el alquiler barco Palamós nos permitirá descubrir la belleza de la Costa Brava y los municipios que existen en su litoral, como Palamós.

Así podremos disfrutar de sus aguas cristalinas, de la vida portuaria, sus calas vírgenes como la de s’Alguer, el sol mediterráneo y la libertad de estar en una de las zonas más agradables de la costa española.

En la propia localidad de Palamós, son de interés turístico el castillo de San Esteve y el poblado ibérico cercano al mismo, ya que cuenta con restos arqueológicos de yacimientos íberos.

Tampoco hay que perderse todo lo relacionado con su actividad pesquera, como la subasta de pescado por las tardes o el museo de pesca.

Otro sitio que no debemos dejar de visitar es la Iglesia de Santa María o disfrutar de la exquisita gastronomía de sus locales de restauración.

Este es un ejemplo de lo mucho que podemos disfrutar de cada zona si alquilamos un barco, pues aparte de conocer los mares que bañan sus costas, también aprovecharemos muy bien las visitas en tierra al apreciarlo todo desde un prisma diferente al tradicional.

Teniendo en cuenta que España tiene 12.429 km de costa, si cada vez que alquilamos un barco lo hacemos en una parte distinta, en cada aventura disfrutaremos de un nuevo sitio de la geografía nacional y conoceremos parajes increíbles de una forma muy exótica.

Otra ventaja es que en cada incursión, también podremos elegir una clase distinta de embarcación, de forma de podremos probar cuál nos gusta más para navegar.

E incluso si pensamos en comprar un barco en el futuro, el alquiler de barcos nos permitirá conocer mejor cada clase de embarcación para saber la que mejor se adapta a nuestras necesidades o requerimientos.

Aun así, como ya hemos comentado anteriormente, a efectos prácticos sale más rentable alquilar un barco, ya que nos evitaremos muchos gastos superfluos durante el resto del año cuando no lo vayamos a utilizar.

Igualmente, no tendremos que realizar una costosa inversión al adquirirlo.

Alquilar un barco sin licencia

Si ya tenemos un título PER (Patrón de Embarcaciones de Recreo) o cualquier otra clase de certificación para navegar, podremos aprender mucho mejor todo lo que nos falte por conocer para luego embarcarnos con unas prácticas avanzadas a nuestras espaldas.

Relacionado con el punto anterior, otra de las grandes ventajas de alquilar un barco, es que no necesitaremos siempre licencia para navegar, ya que muchas embarcaciones no lo precisan.

El alquiler barco sin licencia nos permitirá afrontar nuestras vacaciones desde un punto de vista más aventurero, ya que simplemente tendremos que seguir unas normas lógicas para navegar con seguridad.

Aun así, si nos interesa algún barco en especial que requiera licencia, en Click&Boat disponen de servicio de patrón de barco para que no tengamos que navegar en solitario, de forma que tendremos nuestra propia independencia e intimidad, pero sin renunciar a la embarcación que nos guste.

Lo bueno de este servicio de patrón, es que nos ayudará a lograr la experiencia necesaria al acompañarnos en nuestro viaje mientras nos enseña todo lo que necesitamos saber.

Y es que es todo un goce poder alquilar la embarcación que nos guste, ya que podrá servirnos para cada situación de una manera distinta y en este caso, se adaptará a nuestras preferencias.

Por ejemplo, alquilar una lancha para navegar durante un día y llegar a todos los sitios más recónditos, como islas y calas escondidas. O bien un catamarán, que podemos emplear para un day charter o si queremos, toda una semana.

Pero si lo nuestro es el lujo, siempre podemos escoger un yate para navegar con todas las comodidades.

Sin lugar a dudas, alquilar un barco conlleva muchas ventajas y nos aportará una gran versatilidad para que disfrutemos de nuestras vacaciones o escapadas de una manera diferente y más plena, multiplicando las opciones de pasarlo bien en nuestro tiempo de ocio.

Compartir

Deja un comentario

catorce + siete =