Tiempo cero: La frontera salvaje

En la última edición de Tiempo cero, abordamos los problemas existenciales del universo desde el punto de vista de unos seres altamente evolucionados; muy buena historia referente al Big Bang.

En esta entrega vemos la historia de unos calamares, los Octobandidos, que tienen aterrorizado a un poblado del salvaje oeste. Como superhéroe de moda, el Llanero Clónico, desface el entuerto que tienen los pobres ciudadanos con estos gamberros de aguas profundas.

Atentos a las perlas que sueltan Billy El Calamar y sus secuaces cefalópodos, como la canción que se marcan en el barn: – “Un amigo de ocho patas, un amigo de ocho patas, nunca te engañará..”

Me parto cuando entra el Llanero Clónico al bar y dice cuatro veces consecutivas lo de “arriba las manos”.

“Con una nube de polvo y un rayo de luz, se desvanecen en la lejanía, la paz regresa al oeste salvaje de la galaxia”.

Para poder leerla mejor, pinchad en cada una de las imágenes para agrandarla.

tiempo cero la frontera salvaje

Comparte este artículo

Deja un comentario

ocho − cuatro =