Disfruta de un fin de año diferente gracias al esquí

Anuncios en la televisión, comienzo de la temporada navideña en las tiendas y el inicio de la colocación de distintos elementos propios de la Navidad en pueblos y ciudades. En efecto, la Navidad está muy próxima y con ella, la llegada de las ilusiones, los regalos, las reuniones familiares y cómo no, los viajes. Cada vez hay más personas que optan por hacer un viaje durante estas fechas tan señaladas para dar la bienvenida al nuevo año de una forma diferente. Atrás queda lo típico como ir a la Puerta del Sol de Madrid para dar paso a otras alternativas diferentes y novedosas como pasar la Nochevieja practicando esquí en fin de año con Esquiades.com. En este artículo destacaremos cuáles son las ventajas que tiene esquiar y por qué es una opción muy interesante para este año.

Los más pequeños podrán disfrutar de una experiencia diferente en la nieve

Cada vez hay más personas aficionadas al hecho de pasar la última noche del año en alguna de las estaciones de esquí de nuestro país. Gracias a Esquiades.com tenemos la posibilidad de disfrutar de un plan diferente y saludable en caso de que la climatología y la nieve acompañe. Basta con reservar con suficiente antelación cuál será el plan perfecto para pasar el fin de año para poder disfrutar de toda una experiencia junto a nuestros amigos y familiares.

Cuando llega la temporada navideña también aparecen los días de vacaciones de los más pequeños de la casa, donde no sabemos qué hacer con ellos para que pasen esos días divirtiéndose. En caso de que vivamos en la gran ciudad, lo cierto es que nuestro hijos buscan hacer actividades diferentes y qué mejor que acudir a la montaña para que puedan disfrutar durante estos días tan señalados. Gracias a las distintas actividades que ofrece la nieve, lo cierto es que nuestros hijos tendrán la oportunidad de poder vivir una aventura que recordarán siempre.

Ellos quedarán encantados con la fauna que pueden encontrar allí, desde jabalíes, hasta ciervos o conejos. Quedarán entusiasmados con la variedad de animales que podrán observar. Asimismo, es una excelente opción llevarse un plástico o un pequeño trineo casero. Con ello, bastará con buscar la pared más alta que haya de la montaña para poderse lanzar desde ella y ver quién llega primero a la meta. Además de ello, también podrán hacer un ángel en el suelo, donde solo tendremos que tumbarnos boca arriba y empezar a crearlo. No debemos olvidarnos de protegerles debidamente del frío de la nieve antes de que se tumben y de retratar sus creaciones.

Más allá de los planes que podemos hacer con nuestros hijos, lo cierto es que comerse las uvas en la nieve se ha convertido en una de las opciones más maravillosas. A pesar de que la ocupación hotelera suele llenarse durante esta época del año, la realidad es que aún hay tiempo para reservar un viaje diferente.

¿Qué beneficios tiene esquiar para la salud?

Independientemente de que esquiar sea una experiencia única para dar la bienvenida al nuevo año, lo cierto es que también conlleva a que podamos disfrutar de distintos beneficios para nuestra salud. En primer lugar, debemos tener en cuenta que esquiar nos ayuda a desintoxicar el cuerpo por el hecho de que se practica en lo más alto de las cumbres montañosas. Gracias a que el aire que respiramos es puro y ausente de contaminación, provoca que nuestra sangre se oxigene con mayor rapidez. Gracias al esquí, tenemos la oportunidad de quemar hasta 700 calorías en una hora, un remedio perfecto contra el colesterol y las enfermedades cardiovasculares.

Por otra parte, refuerza nuestra musculatura por el hecho de que es un deporte muy completo. Practicándolo no solo ejercitamos el tronco inferior, sino que al adaptarnos al terreno trabajaremos también nuestros hombros, brazos, torso y espalda. Si buscamos reducir volumen en la zona abdominal, el esquí es, definitivamente, lo más adecuado. Además de ello, mejora nuestras habilidades psicomotrices, ya que exige una alta concentración para mantener una posición correcta y no caernos. Con ello, mejoramos también tanto la flexibilidad como el equilibrio.

Al exponer nuestro cuerpo a la pendiente, tanto las rodillas como los pies trabajan de manera intensa para fortalecerse y evitar la aparición de lesiones. Por ende, nuestros huesos salen beneficiados, puesto que se reduce considerablemente el riesgo de sufrir osteoporosis.

Más allá de los beneficios que pueda haber a nivel físico, lo cierto es que esquiar también nos ayuda como terapia. Mentalmente es una herramienta perfecta para poder liberar tanto preocupaciones como tensiones. Esquiando observamos atentamente nuestro entorno y el terreno, por lo que nos estaremos concentrando y a su vez, disfrutaremos del paisaje. No hay que olvidar que es un remedio muy eficaz para la ansiedad y ayuda a descansar profundamente durante el sueño.

Sin lugar a dudas, uno de los deportes que mayores beneficios aportan a nuestro organismo y a nuestra salud física y mental, además de divertirnos y recopilar diferentes experiencias que se convierten en únicas. Es el momento ideal para reservar nuestro viaje y embarcarnos en una aventura maravillosa.

invierno

Compartir

Deja un comentario

dos × cinco =