La avaricia humana

Nunca he entendido la diferencia entre ser humano y ser animal, ya que mientras lo primero se emplea para una criatura con raciocinio y sentimientos, lo último se emplea para un organismo bruto e ilógico. Luego nos extrañamos de que existan guerras, injusticias y pobreza en el mundo, y yo creo que no podemos luchar contra nuestra naturaleza más visceral que nos obliga a ser mezquinos por la supervivencia más avariciosa.

avaricia mezquindad

Mirad primero un vídeo y luego el otro, y me decía cuántas diferencias encontráis entre las dos situaciones.

Ahí lo tenéis, macacos peleándose por unos plátanos (aunque a mi me parecen tortas o galletas), contra un enjambre de personas en Fitur 2007 ante paraguas gratis.

Yo al menos no veo ninguna diferencia. El hombre, mucho hablar de ser el escalafón más alto del reino animal, pero se comporta peor que muchos animales. No hay más que ver cómo va el mundo, que no creo que dure más de 100 años al paso que vamos.

Así que cuando estas navidades salgan con la famosa palabra «solidaridad», no sé si vomitaré o cambiaré de canal, porque no me van a convencer de que el hombre es bueno y bondadoso. A otros puede, pero a mi no me engañan más.

alimentando dando comer macacos alimentando dando comer monos

avaricia humana mezquindad regalando paraguas fitur

Otro ejemplo serían las cabalgatas de Reyes, donde podemos ver a adultos rivalizando con los niños por coger caramelos a costa de agresiones y pisotones XD.

Comparte este artículo

3 comentarios en “La avaricia humana”

  1. Si es que somos así de avariciosos, anda que pillaban uno, no, de dos en dos, me ha parecido ver a un abuelo que tenía por lo menos cinco!! pero es la realidad, los humanos nunca cambiaremos, somos incapaces de mirar por el de al lado,

    Responder

Deja un comentario

10 + diecisiete =