Gazapos en el cine : Gladiator

En esta película, se pueden sacar muchos fallos en la producción. Demos un repaso a estos gazapos.

Un extra con ropas modernas entre la multitud del público.

gladiator-errores

En la primera batalla que se celebra en el Coliseo de Roma, se podían ver varias veces debajo de las cuadrigas, bombonas de aire comprimido para que estos carros pudieran saltar por los aires.

gladiator errores fallos gazapos gladiator errores fallos gazapos

En el momento en que el César quiere bajar al ruedo para conocer al «hispano», aparecen los Pretorianos, y justo detrás del comandante (cuando les dice a los esclavos que dejen las armas), en la parte derecha arriba, se ve muy claro como un extra  coge una botella de agua y bebe de ella. Puede ser que Font Vella o Lanjarón fuesen líderes del mercado por aquella época romana.

gladiator errores fallos gazapos gladiator errores fallos gazapos

Tras la batalla de Germania, podemos ver a Máximo andando por el campamento y acercarse a un caballo para acariciarle la cabeza. Sí nos fijamos en el espacio que queda entre su cuerpo y el del caballo, puede verse calaramente a un hombre andando hacia atrás, con unos tejanos, una camiseta y una especie de walkie-talkie colgado en la cintura. Levi’s ya exportaba a los romanos por aquella época.

gladiator errores fallos gazapos gladiator errores fallos gazapos

Cuando Máximo está peleando con Tigris de Grecia, éste cae al suelo después de que Máximo le empuja para poderlo matar. En el momento en que cae, la visera se sube del casco de Tigris. Cambian el plano y Maximo «lo va a matar» y le sube la visera con el hacha… ¿no se le había subido ya en la caída?

Y estos son algunos fallos o salidas de lógica, pero en plan histórico:

– La utilización de sillas de montar y estribos por parte de los soldados romanos de caballería e incluso el propio protagonista.

– Lanzamiento de octavillas impresas (o a modo de las impresas que hoy en día se utilizan), siendo que la imprenta se inventó en el siglo XV (d. C., evidentemente).

– Elementos arquitectónicos que anuncian el Renacimiento, como la villa renacentista en la que vive la familia de Máximo y algún que otro campanario y cúpula que se ven en el horizonte de Roma.

– Los tratantes de esclavos hablan en plena Península Ibérica ni más ni menos que italiano, que no latín, e incluso después se escucha algo parecido al árabe, cuando están en Zucchabar.

– Las flores que deposita el gladiador sobre la tumba se su familia, flores de buganvilla, no llegaron a Europa hasta siglos después (este fallo es de nota y para expertos botánicos).

– El gladiador viste, nó unas sandalias ni unas “botas” al uso tradicional romano, sino una especie de botas-zapatillas con suela de goma (al más puro estilo de la moda de hoy; basta con echar un vistazo al catálogo de CAMPER para buscar un modelo parecido).

– Los senadores reciben a Cómodo como emperador victorioso en el Foro, al pie de una Curia, que está orientada frente por frente al Coliseo, en una enorme plaza abierta; sin embargo, sabemos que la entrada a la Curia no está orientada al Coliseo, sino que, en todo caso, lo está uno de sus laterales, concretamente el derecho; al mismo tiempo, la gran plaza, el Foro, no estaba despejado ni podía dar cabida a tanta gente como aparecía en la película, sino que está jalonada de arcos, templos, fuentes, etc.

– Los asientos del Coliseo son todos de piedra o mármol, si bien la mayoría de las gradas superiores poseían asientos de madera.

– La decoración del palacio imperial nos parece más barroca que clásica, con tanto cortinaje, grandes mesas y grandes sillas.

– La batalla inicial de Vindobona parece tener un error estratégico, ya que no es normal que la caballería ataque en un bosque, donde la capacidad de maniobra es mucho menor que en campo abierto.

– Aparece una imagen de una vía y su entrada a Roma que en realidad es un camino de tierra, más parecido a una pista forestal o para hacer rallies que a una calzada romana, sin empedrado; es sabido que los accesos a Roma por las puertas eran calzadas.

– El propio nombre del gladiador, que por nacimiento parece un ciudadano romano (y para alcanzar el puesto que había alcanzado así lo debía ser), muestra un gran despropósito:  si un ciudadano romano tenía un tria nomina a la usanza, no parece lógico que Máximo tenga tres cognomina:  Máximo Décimo Meridio; Décimo es claramente un cognomen con carácter numérico al estilo de Secundus, Septimus, Sextus, Octavius, etc.; Máximo parece otro cognomina de los que indican características físicas al estilo de Flaccus, Rufus, Crispus, etc.; Meridio parece significar “que nació por la tarde” o “que nació en el sur”, por lo que también sería una característica aplicable a los cognomina.

– Otro error de importancia es la duración del reinado de Cómodo, ya que la película parece dar a entender que sólo dura unos meses, mientras que en realidad superó los diez años.

11 comentarios en «Gazapos en el cine : Gladiator»

  1. A la, que descuidos!!!! hace tiempo veía en unos zapping un progrma que se dedicaba a sacar gazapos de pelis, y me gustaba!!!pero no recuerdo cúal, me parece que era del Pais Vasco

    Responder
  2. Mira que no me había dado cuenta. La verdad que no los sabía. Yo me se uno del Señor de los anillos. En Rivendel cuando los Hobbits se asoman a una barandilla o «balcón», les llega a la cintura, cuando deberían haberle llegado por encima de la cabeza. jejeje.
    Hay que reconocer que la película de Gladiator esta bien, pero el del Walkie, jeje.

    Saludos.

    Responder
  3. Comorrrrrrrrr!! La reputación de mi super-Gladiator desmoronada por los suelos….
    Ja,ja,ja….me encanta esta película,pero a partir de ahora ya nada será lo mismo….
    Lo de la bombona dentro de la cuadriga es brutal; bueno, y lo de la botella de agua también…
    Queremos más gazapos plissssss
    Besukos!

    Responder
  4. Me gustaría añadir, que la batalla inicial, se ve a la infanteria romana sin formación, luchando unos contra otros sin sentido y mezclados con el enemigo. no se asemeja en nada a la realidad, donde los romanos luchaba codo con codo como si fuesen una sola únidad.

    Responder
  5. HAY OTRO GAZAPO EN GLADIATOR QUE NADIE HA VISTO!!!! Además he investigado por ahí y no aparece en ningún lado. Le he visto en la película.

    En la Batalla de Cartago, justo antes de montar Máximo a caballo ordena a los gladiadores que coloquen los carros caídos. Entonces aparece un gladiador de las hordas lanzando flechas con una ballesta. En ese momento Juba (Djimon Djibouti) al verle, va a por él, le golpea y le clava el pico del casco en la cara. El gazapo es el siguiente: mientras Juba va corriendo a por el de la ballesta, se puede apreciar CLARAMENTE que el pico del casco es de goma, con lo cual se mueve de un lado para otro como si pareciera chicle. FIJAROS!!! No me equivoco!!!

    Responder
  6. Al principio de la pelicula, cuando se preparan los arqueros, se ve a los barbaros en el bosque con todo el suelo lleno de flechas y los arqueros todavia no han disparado.

    Responder
  7. Para los romanos el color azul tenía connotaciones negativas. Dudo mucho que nadie vistiese una capa en ese color. Lo suyo era que fuesen de color rojo. El púrpura, como todos sabemos, era el ono más deseado (por caro)

    Responder
  8. En la batalla de Cartago del Coliseo, cuando Maximo va a caballo y va a atacar a las cuadrigas, en un cambio de plano la espada cambia repentinamente de mano, al girar con el caballo la lleva en la mano izquierda y al atacarles en la derecha!!!

    Responder
  9. Puede que esté liado pero lo pongo por que creo que es un error. Se trata de cuando pregunta en el coliseo si alguien ha estado en el coliseo, bien uno contesta que sirvió a sus ordenes en vindobona… bueno si nadie sabía que era un general romano, como podía saberlo el que había contestado y que además había luchado a sus ordenes allí??

    Responder
  10. Más allá de los errores de edición y ambientación, toda la película es un despropósito histórico: Marco Aurelio es considerado el último gran filósofo de la antiguedad y también pasó a la historia como un gran general, pero jamás pensó en reestablecer la república. Aunque lo más probable es que supiese que su Cómodo no era hijo suyo, lo crió como si fuera tal y éste jamás se puso contra su padre. Cómodo se volvió obsesionado por el cultivo del cuerpo, para poder volver pronto a Roma firmó apresurados tratados con los germanos en que devolvió casi todo el territorio ganado por su padre lo que le quitó las simpatías de la legión. Hizo algunas presentaciones en el circo luchando contra animales enjaulados, en una de ellas su amante de turno no pudo evitar reirse y fue vista por Cómodo, por lo que ella, para adelantarse convenció al jefe de la guardia pretoriana que lo asesinara. Nunca hubo ni por asomo un Máximo implicado.

    Responder

Deja un comentario

20 − 14 =