Cuándo usar porque, por qué, porqué y por que

Vamos a aclarar de manera escueta cuándo podemos emplear los diferentes porque, por qué, porqué y por que de una manera fácil, explicando con ejemplos cuándo debemos utilizar cada uno de ellos.

Porqué es un sustantivo (el porqué, o lo que es lo mismo, la razón, el motivo); siempre le precede el artículo «el» u otro determinante, como «su», «este», «otro»… Se puede también expresar en plural: los porqués.
Ejemplos:
– Me gustaría aclarar el porqué de su abandono.
– No entendió los porqués de su determinación.

Porque es una conjunción causal, que inserta una oración subordinada para explicar la causa de otra principal.
Ejemplos:
– Me he mojado porque está lloviendo en la calle.
– No creo que venga a comer con nosotros porque se le ha estropeado el coche.

Por qué sólo se emplea en oraciones interrogativas, directas e indirectas. «Por» es preposición y «qué» es un pronombre interrogativo.
Ejemplos:
– ¿Por qué no dibujas las líneas más finas? (Interrogativa directa)
– No sé por qué el perro siempre ladra de noche. (Interrogativa indirecta)

Por que se forma por la preposición «por» y por el pronombre relativo «que». Se puede reemplazar por «el cual, la cual», etc.
Ejemplos:
– Existen malas influencias por que se dejaron llevar. (Se podría sustituir por «Existen malas influencias por las cuales se dejaron llevar»)
– Hay muchos derechos por que luchar. (Se podría sustituir por «Hay muchos derechos por los cuales luchar»)

porque por que

Comparte este artículo

1 comentario en “Cuándo usar porque, por qué, porqué y por que”

Deja un comentario

cinco + 11 =