Ryoanji, el jardín insólito de rocas y grava en Japón

El templo de Ryoanji contiene jardín japonés me llamó la atención cuando leí aquello de que tenía un sentido espiritual-místico Zen intrínseco en él mismo, donde las rocas reflejaban el corazón de quienes las contemplan. Al parecer, debe ser una leyenda que desde cualquier lado del jardín sólo se pueden contemplar 14 rocas de las 15 que hay colocadas.

ryoanji grava jardin rocas imagen

No importa el ángulo desde que se observe, solo se verían 14. Se dice que cuando entendemos el misterio del Zen, y alcanzamos la iluminación espiritual, es cuando vemos la última piedra invisible que falta para completar las 15.

jardin ryoanji 14 15 rocas grupos

El seki-tei o jardín de rocas está ubicado actualmente en el extremo sur del Templo Daiunzan Ryoanji en el noroeste Kyoto. Los primeros registros en este lugar del templo datan del año 983.

seki tei jardin rocas Templo Daiunzan Ryoanji

El templo fue formado finalmente en 1450 por Hosokawa Katsumoto (1430-1473) y reconstruido (en 1488) por su hijo Hosokawa Masamoto (1466-1507) después de que la Guerra de Onin asolara en 1470 dicho templo (esta crisis en Japón duró de 1467 a 1477).

ryoanji jardin seco plano mapa

El edificio principal fue quemado en 1789 y después de su reconstrucción, la parte Este fue acortada para disponer un nueva puerta en ese lugar. Desde entonces se supone que se construyó por primera vez el jardín. Entre 1977 y 1978, el jardín y el templo fueron reparados, cambiando la parte superior de la pared de arcilla, por una de cedro.

ryoanji_titulo escritura japones japon nombre

ryoanji ilustracion antigua jardin japones

El jardín parece que no tiene ningún creador determinado, aunque se atribuye a un tal Soami (1480-1525), un destacado artista de la época asociado con el Daisen-in (una muestra excelente de jardín seco estilo Karesansui). Otros registros sin embargo, determinan datos contradictorios como se puede ver debajo de una de las rocas, donde están escritos los nombres de Kotaro y Hikojiro.

ryoanji jardin seco japon japones

El jardín es un rectángulo que mide 9,4 por 23,7 metros. Está formado por grava que es rastrillada todos los días por un monje y 15 rocas, las cuales están en grupo o aisladas, sin formar un patrón o disposición simétrica alguna, aunque una interpretación del jardín, es que las rocas simbolizan islas en un mar de grava. Los bordes que delimitan el jardín son de arcilla.

ryoanji jardin grava mar rocas islas patrones

En la parte norte existe la galería desde la cuál, los visitantes pueden observar el jardín.

ryoanji jardin galeria visitantes turistas

Estos jardines secos son denominados Karesansui, donde no existe la presencia de agua. Este jardín forma parte del templo que respondía a la escuela budista Rinzai-Shu Zen. La falta de árboles o vegetación, que resultan tan chocantes para los occidentales y la simplicidad del jardín, son una muestra del arte abstracto y la filosofía Zen. La filosofía Zen nunca se transmite a través de elaboradas frases, sino a través de discretas parábolas.

ryoanji jardin zen karesansui Rinzai-Shu Zen

El jardín Ryoanji, con sus limitadas pero bien seleccionadas piedras, representan las enseñanzas de la filosofía Zen, convirtiéndose en un magnifico lugar para la contemplación. El parco y desnudo jardín permite a los observadores reflejarse en uno mismo. La belleza del jardín reside en la propia respuesta que uno resuelve al contemplarlo, y no en un exterior materialista. Zen es el arte de lo nulo y vacío, estando muy bien ilustrado en el Ryoanji.

Ryoanji Temple dry garden

Nitschke, un escolar, veía el jardín como la personificación del vació gracias a su minimalismo, permitiendo ver a los observadores su propio interior. Otros escolares como Treib y Herman hablaban sobre la capacidad del jardín de alimentar la imaginación del visitante gracias a su simple paisaje. Loraine Kuck por ejemplo, decía que veía el jardín como “el sermón en la piedra”, por la armonía y balance que le inspiraba por ejemplo la imagen de abajo.

ryoanji-jardin-roca-nieve-minimalista

Su belleza reside en la composición intrínseca para crear un ambiente sutil y armónico, transmitiéndonos sensaciones trascendentales. En vez de usar unos patrones paisajísticos, los elementos son los encargados de transmitirnos los pensamientos y sentimientos. Se dice que cuando mejor se aprovechan las cualidades de este jardín, es observándolo en invierno.

ryoanji jardin zen seco japones nieve invierno

Su origen podría estar en los suelos de grava de los centros sintoístas, el estilo de pensamiento de Confucio o el estilo de pintar paisajes que tenían los monjes Zen. También podrían derivar de unos jardines en miniatura provenientes de China (kazan or kazansui), que recreaban un pequeño jardín en un contenedor de bronce o piedra y que son muy parecidos a estos Karesansui.

ryoanji jardin Karesansui japones shinto templos

Como se aprecia en la imagen de abajo, la disposición de las piedras guía la vista de los observadores desde la izquierda a la derecha. La roca más grande de la izquierda, hace el grupo de cinco, y con su forma de ladera guía la vista hacia la derecha. El grupo de dos rocas del fondo, alarga el horizonte del observador y se funde con la pared horizontal de atrás. También cumple la función de estabilizar el fuerte movimiento a la derecha que existe.

Siguiendo a la derecha, topamos con otros dos grupos de tres y dos rocas, que siguen guiando nuestra vista a la derecha. Finalmente el grupo de tres rocas frontales, actúa como un eco de los dos grupos posteriores y termina la cadena de movimientos. De alguna manera, la disposición asimétrica crea una especie de balance y una energía delicada en el medio.

ryoanji-jardin japones zen estructura disposicion rocas

ryoanji_jardin karesansui esquema grafico estructura rocas

El balance no solo se mantiene por las posiciones de las piedras en el jardín, sino por los grupos en sí. La foto de abajo muestra un grupo con tres rocas. Las dos piedras bajas crean un soporte a la gran roca central dándole estabilidad a la agrupación. En los dos conjuntos de dos, se ve que las formas altas dan estabilidad a los grupos también.

rioanji-jardin seco zen rocas grava japones japon nipon

La altura diferente en las piedras, crea una especie de ritmo que reitera la dinámica y el movimiento que se observa en toda la composición del jardín. También la posición, altura y color de las piedras se tiene en cuenta para lograr una armonía del entorno. Por ejemplo, las rocas y las paredes tienen colores parecidos para dar sensación de calma y que los observadores aprecien un balance.

ryoanji jardin zen seco rocas movimiento sensaciones

Su diseño e intencionalidad fue objeto de cambios a través del tiempo. Originalmente el jardín fue llamado “Cachorros de Tigres cruzando el Océano”, quizás teniendo que ver con la influencia del Confucianismo, donde los tigres cruzan un rio y simbolizan la virtud del lider, defendiendo el país incluso de las bestias salvajes. Luego el nombre se transformó en el actual seki-tei del Templo de Ryoanji (Dragón pacifico).

ryoanji-jardin confucio confucionismo cachorros tigres cruzando oceano

La realidad sobre que sólo se ven 14 rocas siempre, es mucho menos romántica, ya que sí que hay un punto donde las 15 rocas son visibles. Podéis verlo en este excelente reportaje de Kirai.

En 1994 se declaró patrimonio de la humanidad por la UNESCO y está considerado por la revista Time, como el mejor jardín de Asia.

ryoanji seki-tei templo ryoanji vista rocas grava jardin

ryoanji jardin zen asia japon japones sin plantas arboles

Imágenes del templo Ryoanji.

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-01

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-02

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-03

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-04

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-templo-5

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-templo-6

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-templo-7

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-templo-8

ryoanji-jardin-zen-rocas-grava-japones-japon-templo-9

Comparte

5 comentarios en “Ryoanji, el jardín insólito de rocas y grava en Japón”

  1. Al os que vivimos en España nos sorprende que untemplo con esa antigüedad se haya podido conservar en tan buenas condiciones. Si estuviewse aquí estaríamos estudiando sus ruinas y leyendo su historia y significado en algún libro.

    preciosas fotografías.

    Salu2

    Responder
  2. Me ha encantado tu descripción sobre este jardín. Como soy muy curioso he seguido buscando en internet y hay un blog en el que dice que… perdona he llegado al mismo sitio que tu en el blog de Kirai.
    Observo que tu información es muy completa.
    Un saludo

    Responder
  3. graciassssss por la pagina! he estado buscando informacion mas detallada sobre este jardin por que quiero hacerlo a escala para mi salon. y necesitaba las medidas y no las encontraba!! y aqui tengo todoooo!!! 1 millon de gracias!

    Responder

Deja un comentario