Fotografías post-mortem

La fotografía post-mortem (también denominada memento mori) era una costumbre del siglo XIX (época victoriana) en la que se tomaba una imagen al cadáver de un fallecido con sus atuendos personales, y que muchas veces era acompañado por sus familiares o amigos. La finalidad de estas fotografías era rendir tributo al difunto, y aunque a día de hoy esta práctica pueda resultar algo macabra, en aquella época resultaba muy romántica y sentimental, siendo de gran ayuda en el proceso de luto al capturar una última mirada del ser querido.

fotografias post mortem familia bebes

Aunque ahora la muerte resulte un estado extremo en el que todo termina dolorosamente, en el siglo XIX las muertes prematuras eran más frecuentes, por lo que la gente sabía convivir mejor con ello y muchas de estas fotografías muestran bebés y niños pequeños. Si ahora la mejor postura es rechazar todo lo que tenga que ver con ese otro lado, en aquel siglo era una actitud irrespetuosa para con los que habían abandonado esta vida.

El muerto permanecía en casa o en el velatorio, y el fotógrafo acudía para mostrarle sus respetos y tomar una última foto. Estas se guardaban como recuerdo o se enviaban a los parientes que habían podido realizar un largo viaje para estar en el funeral.

A mi las que me parecen más traumáticas son las que aparecen vivos y muertos a la vez, como esta foto de una niña y su hermano muerto.

fotografia post mortem 7

Más niños alrededor de su hermanito fallecido. Parecen fotos familiares, exceptuando la parte tétrica.

fotografia post mortem 14

Esta sí parece una estampa familiar, e incluso podemos observar a los familiares riendo, mientras la fallecida yace en el suelo simulando estar dormida con sus juguetes.

fotografia post mortem 12

Esta fotografía fue pintada posteriormente para darle una apariencia de vida al niño fallecido. Antes de tomar la foto, se pintaban las pupilas en los párpados para darle más realismo.

fotografia post mortem 16

En las imágenes generalmente se mostraba al fallecido en una posición de descanso y paz eterna, pero en otras con un toque mórbido, se les hacía representar una situación cotidiana o natural en la que hacían ver que estaban vivos.

Es extraño que una familia decidiese que la mejor forma de recordar a un pariente fallecido, fuese haciendo ver que miraba por la ventana.

fotografia post mortem 6

En otras fotografías post-mortem, también con un aire macabro, se erguía al muerto para hacer ver que se tomaba una imagen de pie, vivito y coleando. En esta escalofriante imagen aparece retratado un bombero. Atención a los ojos…

fotografia post mortem 4

fotografia post mortem 5

La fotos post-mortem eran posiblemente las únicas imágenes de los fallecidos por esa época en que la fotografía se consideraba un lujo. Puede que al morir alguien, no se le hubiese hecho ninguna fotografía en toda su vida, por lo que los familiares querían tener un eterno retrato con el que recordar a la persona tal y como era. Por ello lo de estas fotografías post-mortem con los difuntos de pie, actuando como si no estuvieran muertos.

fotografia post mortem hermanas

En esta foto vemos un ejemplo, al ver a la chica fallecida del medio sosteniéndose gracias a una base, mientras sus padres vivos posan los lados. La base sostenía la cadera y cuello, mientras que la ropa iba desabrochada por detrás. La postura de los brazos y manos se conseguía introduciendo cables rígidos como guías, mientras que para los ojos se pintaban las pupilas en los párpados.

fotografia post mortem 3

fotografia post mortem 2

Aquí una niña posa junto a su hermano muerto. Increíble que la pobre niña aguantara estoicamente con el brazo del difunto apoyado en su hombro.

fotografia post mortem 15

La fallecida es la del centro, que es sostenida por sus hermanas.

fotografia post mortem 17

En algunas ocasiones se disponía algún objeto cerca del muerto para hacer ver que estaba vivo. En este caso, podría pensarse que el hombre se quedó dormido leyendo un libro.

fotografia post mortem 11

Otra fallecida erguida, aunque han conseguido ocultar muy bien la base que la sujeta.

fotografia post mortem 13

Esta última me parece bastante tétrica, ya que la difunta tiene los párpados levantados.

fotografia post mortem 8

fotografia post mortem ojos cerrados fotografia post mortem padre hijo

fotografias post mortem sacerdote

fotos post mortem 1

fotos post mortem 2

fotos post mortem 3

fotos post mortem 4

fotografia post mortem familia

fotografia post mortem angelitos

fotografia post mortem cama

imagenes postmortem 1

imagenes postmortem 2

fotografia post mortem nino

fotografia post mortem piano

fotografia post mortem recien nacidos

fotografia post mortem tumbada

fotografia postmortem 1

fotografia postmortem 2

fotografia postmortem 3

fotografia postmortem 4

fotografias post mortem 1

fotografias post mortem hombre sentado

fotografias post mortem madre hijo

imagenes post mortem 1

imagenes post mortem 2

imagenes post mortem 3

imagenes post mortem 4

imagenes post mortem 5

fotografias post mortem familia

imagenes post mortem Hermana Maria Josefina 1873

imagenes postmortem 3

A las fotografías post-mortem de bebés y niños pequeños se las denominaba «angelitos».

post mortem memento mori 1

post mortem memento mori 2

post mortem memento mori 4

post mortem memento mori 7

post mortem memento mori 8

fotografia post mortem 1

post mortem memento mori 6

post mortem memento mori 5 fotografias post mortem bebes

post mortem memento mori 3 post mortem memento mori 13

post mortem memento mori 10

fotografias post mortem niña durmiendo fotografias post mortem niño pequeño

post mortem memento mori 11 post mortem memento mori 18

post mortem memento mori 12

post mortem memento mori 14

post mortem memento mori 15

post mortem memento mori 17

post mortem memento mori 19

post mortem memento mori perros hombre

post mortem memento mori 20

post mortem memento mori 16

post mortem memento mori 9

Comparte este artículo

17 comentarios en “Fotografías post-mortem”

  1. Menos mal que se perdió esa costumbre. A mi me parecen tétricas todas las fotos y por nada del mundo me gustaría tener una foto asi de algún ser querido. Ya bastante con el recuerdo que se queda y no se borra.
    Las que aparecen niños son impresionantes.

    Responder
  2. Yo creo que es cuestión de gustos… a mi me agrada… y bueno dependiendo de la calidad artística, el recuerdo es innegable e imborrable… hablo por mi, y no digo que el resto debe compartir mi gusto… mi última voluntad, en caso de morir, es, aparte de que me cremen, que me tomen una foto estilo victoriano… ya sé que yo no podré apreciarla (o quizá si, si es que existe en verdad la actividad paranormal y todos esos etcéteras desconocidos), pero quien sabe si de aquí a varios años la vean y piensen vaya el último recuerdo de esa persona… y algo también de destacar es el sentido que se le da a la muerte en occidente, como un evento macabro, mientras que en otras culturas se considera más bien el paso de un estado a otro o la culminación de una etapa y el inicio de otra…

    Responder
  3. Cuando las vi por primera vez me asustaron un poco, pero ahora las entiendo y me parece muy interesante y cautivante su historia, claramente se convivia mucho con la muerte y era mas aceptada. es un asunto de costumbres y de épocas, si se recuerda la vida, porque no la muerte? Bien canta el dicho «Memento Mori»

    Responder
  4. Me parece sensacional preservar un recuerdo de nuestros seres queridos y apreciados, aunque a algunas personas les parece de mal gusto. Si son fotos muy bien cuidadas ¿por qué no?, ya que hay ocasiones en que nunca se toman fotos en vida de las personas por lo que me parece muy bien y atinado tomarles fotos así como si estuvieran con vida, ya que se ven muy pacíficos. ¡Felicidades! Lástima que ya no se aplica en nuestra época, por los cáusticos comentarios de gente sin cultura.

    Responder
  5. Me parece interesante, aunque a algunos les parezca morboso, fue una epoca en que se acostumbraba a hacerles una ultima foto a los seres queridos que ya partieron y nunca mas volveran, aun algunas personas en esta epoca conservan estas costumbres y de todas maneras es un derecho que cada familia tiene para con sus seres queridos y hay que respetarlo, en alguna ocasion vi una foto de un hijo de un tio abuelo mio, ya fallecido y la verdad no me parecio morboso ni me dio miedo a pesar que tenia yo 8 años de edad.

    Responder
  6. bueno igual todos vamos a morir una foto o no igual jejej q mas un recuerdo no lo va a matar de verda q cren ustedes jejjejejje,,, se nota muy tetrico pero en sus tiempo la cosa era otra hoy en dia vemos cosas mas crudas y la aseptamos

    Responder
  7. Todo es cuestion de épocas claro aunque me resulta sumamente escalofriante no deja de ser interesante. Se me hace tan trágico que para la epoca la epoca la tasa de mortalidad fuera exageradamente alta, era practicamente que si se moria un vecino hoy no pasara ni un mes para q en el mismo vecindario muriera otro y en unas dias otro y asi… cosa que hacia que la muerte se viera con tanta naturalidad aparte del sentido de romanticismo y esas cosas. Yo en lo particular doy gracias a Dios que esa costumbre se perdio, yo no podria es mas moriria de solo pensar que estoy cargando a mi hijo muerto a quien le abrieron los parpados para simular q esta vivo, escribirlo me da hasta escalosfrios, pero claro como repito es cuestion de la epoca en esta en un vecindario pasan años para que alguien cercano o un familiar muera talves por eso nos sorprende tanto y nos duele.

    Responder
  8. Buena galería de fotos, lástima de «artículo». Hay una clara ausencia de un estudio previo a la redacción, simple y llana; que además demuestra la apatía y prejuicio que existe hoy día en las sociedades occidentales. Falta ver el contexto del siglo XIX y la visión de la gente en esa época que dista mucho de lo que hoy día se tiene sobre temas como la muerte, es necesario leer e investigar antes de redactar cosas como «…pero en otras con un toque mórbido, se les hacía representar una situación cotidiana o natural en la que hacían ver que estaban vivos.» La importancia de estás fotos radicaba en conservar un «memento» de sus seres queridos y que además representaba un amuleto de protección para sus familiares, especialmente las fotos de los bebés o niños. Que tú hoy en día consideres eso, como macabro o escalofriante, demuestra no solo tu criterio moral (que no tiene nada de malo), sino la falta de un criterio periodístico objetivo que se necesita para presentar un artículo objetivo o que pretenda ser objetivo para que el lector juzgue por su cuenta y haga una crítica para su propio beneficio en su educación.

    Responder
  9. Me interesa saber si se puede claro esta! Quien es la niña de cabello chinito q esta con su hermano fallecido con su brazo sobre sus hombros.. La verdad me tiene muy intrigada q es identica a mi hija no se solo para saber suena ilógico pero qiero d verdad saber qien es.. Pues la vi en otro publicacion y m parecen identicas

    Responder
  10. Does anyone have any information about the post-mortem-memento-mori-19.jpg image?
    I think this website is one of first ones to link that image and I’m trying to find out about the mum and daughter.
    Any help would be greatly appreciated.

    Responder
  11. Woooow!! tremenda colección de fotos, son un poquito inquietantes, por lo que significa su contenido, pero hay algo que me da mucha tristeza, y es el ver el dolor retratado en los ojos de algunos padres, o sus madres con sus bebés muertos en sus brazos o a su lado, es una sensación dolorosa, el solo imaginar lo que estaban sintiendo….muy triste….

    Responder

Deja un comentario

14 − trece =