El «petit-four»

También denominados «mignardises», son las pequeños trufas, pastelitos o bombones que se sirven en algunos restaurantes, para acompañar el té o café después del postre. El nombre proviene del frances «petit» (pequeño) y del inglés «four» (cuatro). Viene a significar, «muy pequeño». También se les llama «petisus» o «pitisus» en España, que es como llaman a los profiteroles rellenos de diferentes cremas.

sebastopol vanilla-croisssant

amaretto-originale hazelnut-tart

Su origen es austriaco, y fue exportado a Francia por Maria Antonieta, que se trajo incluso a un repostero que innovó con la harina de Saguy, otorgándole una textura más fina.

maria-antonietta

Comparte este artículo

1 comentario en “El «petit-four»”

Deja un comentario

uno × dos =