Un cambio aire con el Camino de Santiago

santiago

Acumulamos mucho estrés a lo largo del año y llega el momento de cambiarnos las ideas y desconectar la mente. Por eso hoy te queremos presentar el camino de Santiago. El camino se ve recorrido cada año por más gente, sea gente experta en recorrerlo o bien para los principiantes. El camino atrae a miles de personas, sean nacionales como internacionales. Este mismo se compone de una serie de caminos que se van creando a lo largo del recorrido. Hoy queremos contarte algunos de ellos para que puedas aventurarte con los caminos.

Santiago Ways es una agencia de referencia mundial del camino de Santiago. Gracias a esta agencia se pueden recurrir los kilómetros a pie o en bicicleta, con una distancia razonable entre una etapa y otra. Se calcula que se puede recurrir cada unos de los caminos diseñados en una semana, aproximadamente.

Existen varias etapas del Camino de Santiago a lo largo de los 760 kilómetros, de unos 25 kilómetros cada una, puedes visitar lugares tan emblemáticos como Pamplona, Burgos, León, Ponferrada o Astorga. Es un camino de una dificultad media y, desde luego, es una gran alternativa en cuanto a dotación de infraestructuras. Eso ha hecho de este camino la opción más recomendada.

Una de las rutas más usadas son la etapas del Camino de Santiago francés. El Camino Francés es la ruta del Camino de Santiago por excelencia. Es la ruta con mayor tradición y la más popular a nivel mundial. Puedes empezar el camino por donde sea, siendo los más concurridos el incio por Sarria o bien por St Jean Pied de Port. Pero se puede originar el camino por varios pueblos como y ciudades como Pamplona o Logroño.

Uno de los recorridos más antiguos es el camino del Norte, donde podrás recorrer toda la costa Cantábrica, unos 824 kilómetros llenos de paisajes paradisíacos. Las etapas del Camino de Santiago del norte se pueden empezar en diferentes ciudades: Bilbao, Santander, San Sebastián. Muchas de estas etapas superan los 30 km.

El camino de Santiago se tiene que recorrer una vez en la vida, ofrece paisajes espectaculares, nuevos encuentros y experiencias inolvidables. Se adapta a todo tipo de persona que quiera descubrirlo y puedes ir con amigos, pareja, familia o bien solo. Muchas paradas son indispensables, sólo te hace falta una cámara, unos buenos zapatos y dejarte llevar por los recorridos que ofrece el camino de Santiago.

Comparte

Deja un comentario