Una orca casi se merienda una chica

Vídeos insólitos / 18 de abril de 2009

Esto es lo que pasa cuando el humano, que siempre se cree superior a los demás animales, encierra a éstos para que realicen números circenses. En este caso, vemos un númerito acuático donde una chica va montada encima de una orca.

orca

Pero claro, la cosa se les va de las manos, y la orca decide que quiere carne humana para jamarse un piscolabis. Los hombres nunca aprenderán que no se debe tener encerrados a los animales para disfrute propio… ignorantes…

A la pobre chica, seguro que se le quitan las ganas de volver al agua por un tiempecito.

Comparte

8 comentarios en “Una orca casi se merienda una chica”

  1. Ja,ja,ja, me encanta la voz del narrador así tan misteriosa, como si se tratase del trailer de una peli de terror…
    Nada, que la Orca (la hembra del Orco, de toda la vida vamos…) tenía ganas de pierna!!!!! ;)

    Responder
  2. Ataques como éste se han dado muchos, incluso alguno con final trágico, pero no estoy de acuerdo con lo que comentas de que quisiera comérsela pues de ser así lo habría hecho sin ninguna dificultad y vemos que ni siquiera tiene rota la pierna. El animal más bien pretende un acto de rebeldía, de desobediencia, «secuestrando» a la entrenadora/animadora que en ese momento se le pone encima; es curioso que cuando un animal poderoso se doblega a nuestros deseos y acaba siendo un títere lo tildamos de noble, tenemos un ejemplo en los caballos, pero cuando nos demuestran quienes pueden ser los amos y con quienes no la jugamos entonces tendemos a verlos como asesinos despiadados y traicioneros, como el ejemplo de esta orca o de los toros de lidia que no embisten como al torero le gustaría para poderlo matarlo sin peligro. A ver, ¿qué coño hace una animal tan poderoso y majestuoso como una Orca, animal social, dando vueltas sóla en una piscinita y haciendo piruetas?

    Responder
  3. Pues creo que estoy totalmente de acuerdo con lo que comenta Miski, si se la hubiera querido comer, no le duraba ni un segundo en la boca. Pero bueno, como bien dices, la ignorancia es muy atrevida, y no deja de ser lamentable la arrogancia y prepotencia del hombre por querer controlarlo todo a su antojo, y más lamentable aún es ver a un animal así en cautividad. Creo que ya lo había visto, o quiás otra similar…

    Saludos!

    Responder
  4. Pues creo que estoy totalmente de acuerdo con lo que comenta Miski, si se la hubiera querido comer, no le duraba ni un segundo en la boca. Pero bueno, como bien dices, la ignorancia es muy atrevida, y no deja de ser lamentable la arrogancia y prepotencia del hombre por querer controlarlo todo a su antojo, y más lamentable aún es ver a un animal así en cautividad. Creo que ya lo había visto, o quizás otra similar…

    Saludos!

    Responder

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies